En las próximas horas la Jueza que entiende en Crimen Organizado, Adriana Chamsarián deberá determinar la suerte de Fabián Rodríguez Simón, el operador judicial macrista y Diputado del Parlasur, que tiene un pedido de captura internacional solicitado por la Jueza Federal, María Romilda Servini de Cubría. La jueza uruguaya deberá dar intervención a la Fiscalía General del vecino país para que nombre a quien llevará la acusación en lo respectivo al pedido de extradición, mientras que, el pedido de detención que recibió la justicia uruguaya se tramita en paralelo a la orden de captura internacional.

La acusación que pesa sobre el operador judicial macrista, es su participación en las supuestas maniobras de hostigamiento y asfixia financiera de la Administración conservadora en contra del Grupo Indalo y sus principales dueños Cristóbal López y Fabián de Souza. La Cancillería remitió la solicitud de extradición con el fin de poder obtener la declaración indagatoria en las causas que se le siguen como imputado en la Justicia Federal argentina.

Rodríguez Simón requirió la categoría de perseguido político y solicitó su estatus como refugiado ante las autoridades uruguayas. El trámite que podría tomar noventa días, es poco factible que prospere, dado el Estado de Derecho que impera en el país y que Rodríguez Simón intentó evadir a la Justicia argentina de acuerdo a lo requerido por la jueza Servini de Cubría en su requisitoria para su detención y extradición.

Redacción

Comentar con facebooks
Artículo anteriorExplotó una bomba en un local partidario en Bahía Blanca
Artículo siguienteProtocolo COVID-19 para las elecciones legislativas