Juan Emilio nació en cautiverio el 11 de Febrero de 1977, su madre, María Eugenia Sain Girons, fue secuestrada y dio a luz entre torturas, el día después del secuestro de su compañero, Emilio Feresín. 

Juane, como lo conocían en todos los militantes por los derechos humanos, era de una militancia infatigable en la Agrupación H.I.J.O.S. y fue un eslabón fundamental en la construcción del movimiento Juicio y Castigo en la Ciudad de Rosario.

Juan Emilio Basso Feresín, falleció de un paro cardíaco cerca de la medianoche mientras jugaba un partido de fútbol.

Juane fundó el periódico El Eslabón y fue el artífice de la cooperativa La Masa que impulsó el crecimiento de medios comunitarios rosarinos. Juane participó activamente de la construcción de una sociedad más justa. Acompañando y organizando cada acción por la memoria, la verdad y la justicia. 

Su compañera Nadia, sus hijos Juana y Pedro son acompañados por el amor que Juane y su lucha, transformó en amigos y compañeros. Su legado continuará en cada marcha, en cada lucha. ¡Hasta la victoria, siempre, compañero!

Redacción

Artículo anteriorLas torturas en Malvinas van a indagatoria
Artículo siguienteDerogan decreto discriminatorio de Macri