El negacionista que niega los femicidios.
Ante la inminente difusión del panfleto y, en declaraciones radiales a Futuröck, el hijo del genocida, volvió a cargar contra la figura de la Ministra Elizabeth Gómez Alcorta y del Ministerio de la Mujer: “Queremos hacer una capacitación contra la violencia, no desde el punto de vista de género como lo plantea el Ministerio de las Mujeres, Género y Diversidad”.

El apologista de la Dictadura de 1976 y actual legislador provincial, Ricardo Bussi, presentó un comunicado parlamentario cargado de violencia contra la mujer con la directa intención de reemplazar la Ley Micaela que, justamente, apunta a que los funcionarios públicos se capaciten y entiendan la problemática que genera en la sociedad la violencia contra las mujeres. En el mismo se calificó a la ley como “una Gestapo ideológica, ultra feminista y abiertamente abortista”.  

Ante la inminente difusión del panfleto y, en declaraciones radiales a Futuröck, el hijo del genocida, volvió a cargar contra la figura de la Ministra Elizabeth Gómez Alcorta y del Ministerio de la Mujer: “Queremos hacer una capacitación contra la violencia, no desde el punto de vista de género como lo plantea el Ministerio de las Mujeres, Género y Diversidad”.

En otro de los pasajes de la entrevista radial, Bussi desmereció al colectivo feminista con un “es una moda que existe hace poco tiempo”. El pico de la violencia contra las mujeres lo alcanzó cuando, al igual que con la dictadura, el Diputado Provincial tucumano negó los femicidios: “No conozco casos de asesinatos por la condición de mujer. Conozco hombres que han asesinado mujeres por celos, por envidia, por depresión, por drogas, pero por el hecho de ser mujer, no conozco ningún homicidio”.

Para justificar la violencia expresada en papel y por radio, el legislador de Fuerza Republicana, prefirió continuar su diatriba con la misma técnica que los militantes antiabortos: el uso de referencias al núcleo familiar y demonizar la lucha del colectivo de mujeres: «Queremos combatir la violencia contra la mujer, la familia y los niños, pero con una norma que no tenga tinte ideológico como la Ley Micaela, que está abordada desde un punto de vista feminista”. Para caracterizar al feminismo hablo de “una ideología que explica la realidad actual desde una perspectiva sesgada, parcial, que es concebir la violencia desde un supuesto patriarcado”. Para rematar estas aseveraciones, Bussi, prefirió no dejar ningún lugar común sin transitar: “Nosotros queremos que sea una ley séptica, que se trate la violencia sin ninguna ideología por detrás”.

Varias organizaciones y colectivos se manifestaron en total desacuerdo con las expresiones del negacionista tucumano. También varios colectivos consideran que, los dichos de Bussi, están tipificados en el Código Penal y son merecedores de una de sanción.

Rodrigo Mas

Comentar con facebooks
Artículo anteriorSe reanuda la liga Alemana de Fútbol
Artículo siguienteOtra condena a represores en Rosario