La sorpresa de la cadena nacional, encontró desprevenidos a propios y ajenos. El Presidente de la Nación Alberto Fernández decidió hablarle al país para realizar un análisis de situación de la cuestión epidemiológica a un año de decretarse la pandemia en la Argentina.

Faltando minutos para las 21 horas, los canales nacionales fueron informados de ceder la señal para poder transmitir el mensaje presidencial. Fernández desde el escritorio presidencial se dirigió al pueblo explicando lo actuado durante la pandemia y la priorización de la vida de los argentinos, por lo que hizo un racconto de los pasos seguidos que incluyeron poner en funcionamiento un sistema de salud desvastado por el macrismo, la compra de insumos y la construcción de 12 hospitales modulares y 3300 respiradores para lograr que “todos los argentinos que lo necesitaran, accedieran a uno”. También dio cuenta de las 66 millones de dosis comprometidas por contrato que Argentina ha adquirido, sin embargo, el primer mandatario explicó el problema de la producción de la vacuna a nivel mundial, que impide acceder en tiempo y forma a lo que se comprometieron los productores. Hoy el país “accedió solamente al 6% de las vacunas adquiridas” también explicó que solo 18 países en el mundo han conseguido comprar vacunas, mientras que solo un puñado han podido vacunar al 10% de su población. 

También informó que las vacunas continuarán llegando al país, pero que no se deben relajar las precauciones. El mensaje de alerta sobre la segunda ola de COVID-19, llega con un aumento sostenido durante 3 días en los que se superaron los 8000 casos diarios. En parte por la mayor circulación de la sociedad debido al “lobby de las clases presenciales” impulsado por el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, distrito dónde se encuentra el mayor crecimiento de casos y que contabiliza 500 “burbujas escolares” cerradas por casos activo de coronavirus, el desmadre provocado en las pasadas semanas con la vacunación a adultos mayores y el constante ataque de los medios de comunicación a las iniciativas de Salud impulsadas desde la cartera que conduce Carla Vizzotti.  

El presidente anunció la llegada de nuevas vacunas que se concretaron en el día de hoy con 330000 dosis de la vacuna Sputnik V y, otros 3 millones de dosis de la vacuna Sinopharm, para la semana que viene.

La inminencia del otoño y la baja de las temperaturas y la guerra comunicacional desatada por los medios hegemónicos contra el gobierno de Fernández, obligó a una jugada rápida que no buscó comunicar a los propios, sino a un público que se alimenta de información pre digerida por Clarín y sus medios satélites. La audaz movida por parte del Presidente jugó a su favor, el uso inteligente que pueda hacer de esta herramienta comunicacional, permitirá mantener informada a un sector de la sociedad que desconoce los alcances de las acciones sanitarias en curso y solo accede a un análisis maniqueo propuesto por quienes tienen intenciones que las política de salud fracasen. 

Redacción

Comentar con facebooks
Artículo anteriorProvincia de Buenos Aires imprime velocidad a la campaña de vacunación por COVID-19
Artículo siguiente330.000 vacunas Sputnik llegaron al país